IEP Instituto de Ecología Política

Con energía solar abastecerán de electricidad al norte de Chile

Con energía solar abastecerán de electricidad al norte de Chile
Septiembre 10
06:00 2012
paneles - La Tercera

Paneles - La Tercera

La planta fotovoltaica más grande del país y Latinoamérica comenzará a operar en octubre. Es la primera en su tipo que proveerá de energía en Chile a un sistema interconectado. El proyecto terminará de ejecutarse en 2013 con una potencia de 30 MW.

EN PLENA Pampa del Tamarugal, bajo el ardiente sol del desierto de Atacama, miles de paneles solares distribuidos en filas rompen el monótono paisaje del desierto, con las montañas y los árboles de tamarugo como telón de fondo. Estamos en la localidad de La Huayca, a 80 km al sureste de Iquique, donde los ingenieros ajustan los últimos detalles para la entrada en funcionamiento de la que será la planta fotovoltaica más grande de Latinoamérica y, en nuestro país, la primera en inyectar energía a un sistema interconectado, en este caso, al del Norte Grande (Sing).

Un total de 50 hectáreas forman parte del proyecto, cuya primera etapa comienza a operar a partir de octubre, con una potencia de 1,4 MW y un total de 5.835 paneles solares instalados: generarán la energía suficiente para proveer de electricidad a toda el área de Pica y parte de la comuna de Pozo Almonte (unos 16 mil habitantes entre ambos sectores), con una inversión de 2,5 millones de dólares. Llevado a cabo por la compañía alemana Saferay y la chilena Seltec, se trata de uno de los primeros proyectos concretos que apuntan a cumplir la meta del gobierno de llegar a 2020 con un 20% de la generación eléctrica obtenida a partir de Energías Renovables no Convencionales (ERNC).

Hasta ahora, las instalaciones solares más grandes del país correspondían a Codelco, que junto a la empresa española Solarpack, instaló una planta fotovoltaica con capacidad de 1 MW (equivalente al consumo promedio de 1.500 hogares) sin embargo, hablamos de una planta destinada a satisfacer, específicamente, las necesidades de Chuquicamata. La nueva planta proyecta llegar hasta los 30 MW en 2013 con un total de más de 100 mil paneles solares absorbiendo energía e incorporándola a la matriz eléctrica. Diversas investigaciones han señalado al desierto chileno como uno de los que mayor capacidad tiene en el mundo para aprovechar esta energía.

Entre tambos

Un estudio de la Nasa, por ejemplo, señala que la radiación solar en el desierto de Atacama equivale a 2.630 kW/h por metro cuadrado, en promedio, lo que -en teoría- permitiría extraer 5,7 MW/h anuales. En comparación, la potencia instalada en el Sistema Interconectado Central (SIC) en Chile equivale a 13.316 MW. Según cuenta el ingeniero Juan Estefan, encargado de montaje de la planta, el proyecto se comenzó a materializar hace dos años, tomando en cuenta esta clase de estudios para su implementación.

Investigaciones que se ampliaron luego a complejos estudios de impacto ambiental, considerando que la zona del desierto es rica en material arqueológico de las culturas altiplánicas que ahí habitaron. De hecho, al trasladarnos a la planta, se pueden observar en el paisaje numerosos “tambos” en ruinas (las posadas que usaban los viajeros en tiempos del imperio inca), lo que nos demuestra la riqueza histórica cultural del área en que nos encontramos. “Solo los estudios de impacto ambiental demoraron siete meses”, dice Humberto Romero, director comercial de Seltec.

El calor y la fuerte radiación del mediodía desértico se sienten en la planta. Tras la implementación en octubre de la primera etapa, se contempla una segunda etapa que deberá estar en funcionamiento antes de fin de año con una potencia de 9 MW, para terminar en 2013 con la planta completa operando a 30 MW y más de cien mil paneles fotovoltaicos instalados. “Con esta capacidad podremos abastecer la mitad de la demanda energética de Iquique funcionando a máxima capacidad “, afirma el ingeniero Juan Estefan mientras explica el funcionamiento de la planta.

Poder fotovoltaico

Lo cierto es que se trata de energía absolutamente limpia, que no genera residuos de ningún tipo y que para su control de funcionamiento no requiere presencia física en el terreno. Una caja de conexión ubicada en la parte inferior de cada fila recoge toda la información de las celdas, las que luego pueden ser accedidas remotamente desde un computador o un smartphone, explican los expertos. “Con esta primera etapa funcionando, Chile dejará de quemar 30 toneladas de combustible para la generación eléctrica”, explica el ingeniero.

Cada panel cuenta con 60 celdas, cada una de las cuales genera 235 wats de corriente continua, lo suficiente para hacer funcionar un televisor LCD y un lector de DVD o para iluminar el comedor y el dormitorio de una casa sin preocuparse más por la cuenta de electricidad. “O bien, para tener funcionando siempre 22 ampolletas eficientes”, señalan los especialistas.

Pero la energía solar representa una interesante alternativa no solo para la generación eléctrica o para proveer energía a la industria de la minería, sino también para el sector productivo. En julio pasado, por ejemplo, debutó en el valle de Copiapó la primera granja solar del país, con un parque de 1.280 paneles solares capaces de generar 300 kw, que se utilizan para regar 265 hectáreas de viñedos.

Fuente La Tercera – por Ricardo Acevedo / Fotografía: Patricio Fuentes – Publicado 08 septiembre 2012 – Enlace a la fuente de esta Noticia

Artículos Relacionados

Sin Comentarios

No hay Comentarios

Nada de momento. ¿Deseas comentar?

Escribir comentario

Write a Comment

Código de seguridad * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Buscar en el IEP

Facebook

El Tiempo