IEP Instituto de Ecología Política

“Prontuario Ambiental”: Autoridades alertan que Pascua Lama arriesga permiso clave

“Prontuario Ambiental”: Autoridades alertan que Pascua Lama arriesga permiso clave
Marzo 12
07:23 2013
Proyecto minero Pascua Lama en la región de Copiapó  Foto El Mercurio

Proyecto minero Pascua Lama en la región de Copiapó Foto El Mercurio

Es la inversión minera más ambiciosa del momento, ubicada en la frontera de la III Región con Argentina: Aún no inicia sus faenas, pero ya acumula recursos judiciales, una suspensión de faenas y al menos cinco procesos sancionatorios. Recibió los permisos ambientales condicionados a monitorear tres glaciares, pero hoy afirma a la autoridad que el clima se lo impide… y que sólo son “glaciaretes” y de impacto irrelevante

En agosto de 2006 un grupo de agricultores nortinos sufrió las consecuencias de los primeros pasos de la transnacional canadiense Barrick Gold en su proyecto de oro, plata y cobre Pascua Lama: Se taparon y dañaron los canales Crucecita, La Majada y Alto del Carmen.

La compañía tenía la obligación de avisar ese tipo de hechos a la autoridad, y subsanar los perjuicios. Pero la Comisión Regional del Medio Ambiente se enteró por una denuncia de terceros y constató que las obras de reparación comenzaron recién a fines de marzo del año siguiente.

La multa alcanzó las 300 UTM; es decir, unos $ 12 millones a plata de hoy, en un proyecto que requerirá de una? inversión de entre $ 4.000.000.000.000 y $4.250.000.000.000 (US$ 8.500 millones) en la frontera con Argentina, en la Región de Atacama.

No fue un caso aislado, sino que las anomalías siguen sumándose, según indagó «La Segunda Sábado». Y de seguir en ese camino arriesga la revocación de su permiso ambiental. La desconfianza está creciendo entre las autoridades, tanto que algunas sostienen que Barrick llegó a un punto “políticamente inaceptable”.

La minera fue contactada para la elaboración de este reportaje y solicitó un cuestionario. Se le envió un listado de quince preguntas, que finalmente se excusó de contestar.

Captación ilegal rompió confianzas

La lista de incumplimientos de los compromisos ambientales continúa.
Así, por ejemplo, en 2011 la firma otra vez fue sancionada por la Comisión de Evaluación de Atacama con 300 UTM, luego de que tanto la Dirección General de Aguas (DGA) como la Secretaría Regional Ministerial (Seremi) de Salud solicitaran iniciar procesos de sanción por deficiencias de fines de 2009 y principios de 2010.

En la ocasión se dio cuenta de una captación ilegal de agua, la que la empresa negó, argumentando que tenía las autorizaciones pertinentes y que incluso una obra que podría confundirse con una toma operativa, estaba en desuso. Sin embargo, las indagaciones mostraron que la toma estaba bien mantenida, sin signos de desuso y que la minera “no posee otras captaciones de agua para el desarrollo de sus labores de construcción”.

La DGA constató “la existencia de una extracción de agua no autorizada” por parte de la filial de Barrick.

Fue ese hecho el que habría provocado la desconfianza en las comunidades respecto de las sucesivas versiones de Barrick sobre el cumplimiento de sus compromisos ambientales. Además, se le reprochó no tomar todas las medidas necesarias para la protección de tres glaciares (El Toro 1, el Toro 2 y Esperanza) cercanos al yacimiento. Lo anterior es relevante, porque existe un estudio acreditado por la propia compañía (Mattson, 1993) que señala que basta un milímetro de polvo sobre la masa de hielo para “aumentar el derretimiento superficial de un glaciar en 15%”. Y según testigos consultados que entregaron fotografías a un proceso en la justicia, los cuerpos de hielo están grises.

El mismo 2011 se inició otro proceso sancionatorio por no contar con un by-pass en Alto del Carmen, para evitar impactos en el pueblo por el tránsito adicional de los camiones de la minera. Era una obra comprometida a la que ya se la había dado un plazo adicional. En 2012 el incumplimiento se mantuvo: Barrick recibió otras cuantas UTM de multa este año.

En síntesis, Pascua Lama tiene a su haber un recurso de protección en su contra; una suspensión de faenas vigente decretada por el Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin); una auto denuncia; al menos cinco procesos sancionarios por múltiples inobservancias acusadas por Sernageomin, Salud, la DGA, Vialidad, MOP, la ex Comisión Regional del Medio Ambiente y Transportes y un mínimo de cinco multas.

Polémica por “glaciares”: Firma dice habla de “glaciaretes”

¿Cómo se ha comportado medioambientalmente Barrick?, le preguntamos a la directora regional del Servicio de Evaluación Ambiental, Olivia Pereira, elegida por el nivel central como vocera nacional.
“Existen en 2012 tres inicios de proceso de sanción”, resume.

Incluso parte de las observaciones son reconocidas por la minera, a cuyos argumentos dados a distintas autoridades ambientales accedió «La Segunda Sábado».
Por ejemplo, recibió el permiso para construir y operar el proyecto (autorización llamada Resolución de Calificación Ambiental o RCA) tras contratar los estudios “más caros” de su tipo, comprometiéndose a monitorear todos los días los glaciares y realizar seguimientos esporádicos. El gobierno de la época le dio el visto bueno con esa condición, pues era un tema sensible para agricultores de la zona y especialmente para las comunidades diaguitas del Valle del Huasco, que temen que el polvo de las faenas cubra los glaciares, se contaminen y derritan.

Pero hoy la firma alega que el clima le impide cumplir; dice que tiene múltiples estudios que demuestran que los Toro y el Esperanza son hidrológicamente irrelevantes, pues representan menos del 0.004% del caudal del Huasco; que no les da para glaciares, sino sólo para “glaciaretes”; que el polvo observado en ellos no es de su responsabilidad, sino que viene de la erosión de las montañas cercanas, y que el calentamiento global y no los trabajos del yacimiento los están acabando.

“El plan fue diseñado por el titular del proyecto (Barrick) en base a circunstancias climáticas conocidas al momento del diseño”, sentencia Olivia Pereira, descartando así el argumento de la compañía para no realizar las mediciones obligatorias, lo que, según la autoridad ambiental, impide tener información confiable de lo que le sucede con los glaciares.

“Los compromisos tomados, cuando el proyecto fue aprobado, pasan a ser obligaciones legales y, lamentablemente, tras los reclamos de las comunidades y de los servicios ha quedado de manifiesto que no se cumple, lo que no nos parece, no nos gusta y, para ser franco, nos molesta”, dice el Seremi de Minería de Atacama, Mauricio Pino Cid.

Agrega que la lista de faltas a la Resolución de Calificación Ambiental “es un poquito amplia; la compañía está muy confundida; sus ejecutivos no conocen bien los compromisos o hay incumplimientos reiterados y uno no entiende hasta dónde pretenden llevar esto… Como Ministerio de Minería, nos molesta mucho porque la industria minera en general no se caracteriza por ser incumplidora de la legislación vigente; se caracteriza por cumplir más allá de lo mínimo y vemos esto casi como una competencia desleal. Esta es la oveja negra que tenemos”, agrega.

Los parlamentarios de la zona tienen visiones encontradas respecto de Pascua Lama (ver nota relacionada), pero coinciden en que se trata de un yacimiento que bien trabajado impulsaría el desarrollo de la región. Sin embargo, temen —y así lo han escuchado en reuniones con autoridades sectoriales— que se produzca la cancelación de la Resolución de Calificación Ambiental, lo que implicaría una paralización total del lado chileno y una postergación indefinida de la iniciativa, como le pasó a Agrosuper con su planta de cerdos en Freirina, en la misma región.

Y advertencias concretas hay: Según fuentes de la Superintendencia del Medio Ambiente, el ojo de la entidad en 2013 estará puesto sobre el sector minero.

Además, en la resolución exenta 22 de 2011 de la Comisión de Evaluación, se sostiene que la reiteración de los incumplimientos puede acarrear nuevas sanciones, incluyendo la revocación de la RCA. En la práctica, tal repetición sucedió: en un proceso independiente, Sernageomin ordenó el cese total de todas aquellas faenas que levantan polvo. Argumentó faltas a la seguridad de los trabajadores, quienes estaban expuestos a contaminación por material particulado.
Fuentes de la empresa señalan que se está trabajando en generar tronaduras más sustentables.

Barrick también incumplió con la humectación de los caminos, lo que se explicaría, al menos en parte, porque a bajas temperaturas el agua se congela y produce riesgos de conducción. Se estudia impregnar el suelo con una especie de resina a probar.
Hasta se evalúan nuevas formas de descargas de materiales.

Todo lo anterior será puesto a prueba dentro de unos 20 días, aproximadamente, si el diálogo con las autoridades fructifica.
“Si resulta, se levantará la suspensión de las actividades, y si no, continuarán paralizadas”, indicó una alta fuente.

Seremi: “Pascua Lama está cerca de que le sea revocada la RCA”

Sin embargo, mientras estas conversaciones se llevan a cabo con Sernageomin, paralelamente se incuba un nuevo conflicto, en el cual resuelve la recién estrenada Superintendencia del Medio Ambiente.

Este organismo tiene una potestad sancionatoria mayor: sus multas no tienen un tope de 500 UTM, como el antiguo Servicio de Evaluación Ambiental. Su techo es de alrededor de US$ 10 millones y tiene facultad de revocar la RCA.

“El último incidente es más grave. Se trata de una autodenuncia de Barrick”, afirma Pino.
Para entender qué pasó, hay que remontarse al recurso de protección de la comunidad diaguita, en la Corte de Apelaciones de Copiapó.

En parte del escrito, los diaguitas hacen ver el peligro de que exista una contaminación de las aguas con materiales ácidos, que se arrastrarían hasta los sembradíos, pues, a su juicio, existen deficiencias en las obras realizadas por Barrick para evitar el desastre.

Barrick construyó canales que toman el líquido que entra en contacto con los minerales expuestos por las excavaciones y —ya contaminados— los conducen a una planta de tratamiento para purificarlos y reutilizarlos. Si sobran y están limpios, incluso se devolverían a sus cursos naturales.

Barrick aseguró al menos una decena de veces en sus descargos ante la Corte de Apelaciones que “no existe ningún riesgo o amenaza de contaminación de los recursos hídricos del Valle del Huasco”.

Pero hace unos días, las aguas limpias y las de contacto se mezclaron por un problema en el canal. Todo fue a dar a la naturaleza.

Afortunadamente, fue tanto el caudal, que los ácidos se habrían diluido y, en esta ocasión, según las mediciones realizadas por la compañía, no hubo daño ambiental.
“¿Está bien construido el canal? ¿Puede soportar una crecida importante? ¿Está construido como dice la Resolución de Calificación Ambiental? Creo que no, pues entiendo que la RCA dice que tiene que tener un camino de servicio para que puedan inspeccionarlo y arreglarlo con maquinaria si hay problemas. Fui al canal a fines de octubre y no estaba. Les exigimos lo mínimo, que cumplan lo básico como se le pide a cualquier empresa y, por lo visto, creo que el proyecto necesita una reingeniería administrativa y operacional”, sentencia Pino.

—¿Qué tan cerca se está de que a Pascua Lama le revoquen la Resolución de Calificación Ambiental?

—Si comparo con otras compañías, tiene muchos procesos de sanción e incumplimientos. Creo que está cerca de que le sea revocada la Resolución de Calificación Ambiental. Nos preocupa también que la obra presente retrasos y aumentos en los costos… pasó de US$ 3.500 millones de inversión a entre US$8.000 y US$8.500 millones proyectados ¿Conoce otro proyecto que se multiplique por tanto? Yo no.

Aunque la Superintendencia del Medio Ambiente no se quiso referir a la posibilidad de llegar a sancionar con una revocación de la RCA, trascendió que en el corto plazo abriría un proceso sancionatorio en contra de la filial de Barrick por al menos un incumplimiento de las condiciones impuestas por Resolución de Calificación Ambiental.

Round político: Desde llamados a no amenazar a Barrick hasta acusaciones de prebendas sociales

“Hay problemas mal manejados por parte de Barrick en el proyecto de Pascua Lama, lo reconozco, y la exigencia tiene que ser muy fuerte e intensa para hacerles cumplir las normas. Las pueden cumplir, pero creo que carecen en algunos aspectos del personal más idóneo “, dice el nuevo presidente de la Comisión de Minería de la Cámara de Diputados, Carlos Vilches (UDI). El parlamentario es también congresista por la zona, donde se da un intenso debate político, que va desde acusaciones de compra de voluntades hasta la advertencia de un injusto clima antiempresarial.

Llamado a la prudencia

“Producto del maltrato a la naturaleza del Valle del Huasco y en general toda la región, hay un ambiente antiempresarial “, sostiene el diputado Giovani Calderón (UDI) , quien afirma que incluso algunas autoridades estarían disparando contra la minera, atentando así contra el “punto de equilibrio entre medio ambiente y desarrollo”. “Las compañías tienen que cumplir con la legislación, pero no soy partidario de estar amenazando con cancelarles las resoluciones de calificación ambiental (RCA) “, concluye. “La eventual revocación de la RCA está lejos de lo que necesita el país. Barrick tiene dificultades que no tienen otros proyectos, pero debe cumplir y he entrado en contacto con ejecutivos como su director regional de Operaciones, Robert Mayne-Nicholls, y el abogado José Antonio Urrutia”, agrega Vilches. El diputado radical Alberto Robles cree que ” por cierto se está cerca de la revocación de la Resolución de Calificación Ambiental, porque se dieron los permisos en base a estudios en los que hasta participaron los agricultores con consultora propia y Barrick realizó compromisos incumplidos”. Según el congresista, los problemas van desde monitoreos deficientes y operaciones fuera de norma, hasta atrasos en la instalación de la casa matriz en Vallenar.

El aeródromo que “no se ha cumplido”

Robles agrega un dato: ” Barrick se comprometió a poner recursos para mejorar el aeródromo de Vallenar, que les sirve principalmente a ellos y no ha cumplido”. Y concluye afirmando que “hay una cantidad enorme de cosas que plantea Barrick que no se cumple. Están actuando como los colonizadores ingleses en tiempos de los indios, convenciendo con pequeñas baratijas, regalando computadores, sillas para juntas de vecinos”. Según fuentes parlamentarias, los ataques de algunas autoridades con competencias técnicas sobre Pascua Lama se deben a la intención de imponer nombres en puestos importantes de trabajo dentro de la propia minera. Sin embargo, para otros, como el diputado Calderón, se debe a que “existen personas influyentes que quieren hacer fracasar el proyecto”. Relacionado con lo anterior, recuerda el episodio de una religiosa que ” me llamó angustiada porque Barrick le estaba ofreciendo una ayuda de muchos millones de pesos para una obra social, pero el obispo de la época le pidió que no la recibiera”.

Fuente La Segunda | Publicado 11 marzo 2013| Enlace a la fuente de esta Noticia

Artículos Relacionados

Sin Comentarios

No hay Comentarios

Nada de momento. ¿Deseas comentar?

Escribir comentario

Write a Comment

Código de seguridad * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Buscar en el IEP

Facebook

El Tiempo