IEP Instituto de Ecología Política

Bío Bío: Indignación en Trehuaco tras derrame de aguas residuales desde Celulosa Nueva Aldea

Bío Bío: Indignación en Trehuaco tras derrame de aguas residuales desde Celulosa Nueva Aldea
Noviembre 19
15:49 2013
Fuente: eldinamo.cl

Fuente: eldinamo.cl

La Bricrirn de la PDI ya esta investigando los orígenes de la fuga de aguas residuales de la planta Nueva Aldea, que afectó a 28 agricultores de Boca Itata, comuna de Trehuaco, y a la flora y fauna de la zona. El senador Alejandro Navarro presentó una denuncia y solicitud de fiscalización a la Superintendencia de Medio Ambiente.

Las alarmas se encendieron el viernes último luego de que una emergencia ambiental afectara al sector Boca de Itata, comuna de Trehuaco, debido a una fuga ocurrida desde la Planta celulosa Nueva Aldea. El hecho llevó al fiscal de Quirihue, Rodrigo Villarroel, a mandatar a la Policía de Investigaciones para que realizara múltiples diligencias en el sitio del suceso. Mientras el senador por la zona, Alejandro Navarro, concretó acciones legales.

Rodrigo Claramunt, comisario de Brigada de Investigaciones Criminales (Bicrim) de Chillán, detalló que “la fiscalía de Quirihue nos ofició proceder a tomar muestras por una fuga de líquidos residuales, desde la Planta Nueva Aldea. Por ese motivo, precisó, se desplazaron funcionarios de la Bicrim de Chillán y peritos del Laboratorio de Criminalística de Concepción, a tomar fotografías y planimetría”, consigna Crónica de Chillán.

Todo esto, aseguró Claramunt, “con la finalidad de poder establecer con claridad las características del líquido que cayó en la zona afectada”.

Rabia mayúscula y daños a flora y fauna

En tanto, el senador del MAS, Alejandro Navarro, junto al presidente de la Junta de Vecinos Boca Itata, Omar Gutiérrez, presentaron una denuncia y solicitud de fiscalización a la Superintendencia de Medio Ambiente, “para que se obligue a la empresa Celulosa Nueva Aldea a que implemente las medidas de mitigación, reparación y compensación tanto al medio ambiente como a los vecinos perjudicados”, detalló el legislador.

“Vamos a romper con la impunidad de la Celulosa Nueva Aldea que contaminación tras contaminación sigue funcionando”, agregó Navarro, quien es integrante de la Comisión de Medio Ambiente del Senado.

Por medio de un recurso de protección, que ampare a las 28 familias del sector ubicadas dentro del plano de contaminación que impactó unas 7 hectáreas estimadas, Navarro anunció que “solicitamos a la Corte que resuelva y ordene a Celulosa Nueva Aldea suspender la descarga de riles a través del cuestionado ducto y contrate una empresa especializada externa que le realice una auditoría ambiental y técnica, para que emita un informe detallado. Esto, para detectar y ubicar puntos críticos de eventuales roturas o filtraciones del ducto”.

En esta línea el legislador agregó que “nos informaron los afectados que la rabia es mayúscula, cuando faltaban tan pocos días para la Décima Fiesta Mingaco de la Papa, tradicional encuentro a realizarse este próximo 24 y 25 de noviembre, a unos 500 metros del sector contaminado y en el que participan agricultores que perdieron sus siembras al ser inundadas por residuos industriales. Es un daño inmediato que sobrepasó todo límite y por el que la Celulosa, lo anunciaremos, tendrá que pagar a todos y cada uno, los costos por el colapso del ducto”.

Consultado respecto del origen de este episodio, que destaca como el segundo en el último mes, Navarro señaló que “coincidentemente se han registrado después del último proceso de mantención al cual fue sometido la planta de tratamiento”. En ese sentido, destacó que,la ruptura ocurrida en Ránquil fue motivada por una presión excesiva durante su puesta en marcha. Por lo anterior, añadió, se hace necesario revisar el ducto en toda su extensión, para tener claridad de las condiciones en que quedó operando la planta, y de esa forma garantizar la seguridad a la comunidad.

“La flora y fauna del sector se vio devastada. Y por más que el Complejo Nueva Aldea reparta bidones de agua y llamen a la calma, el daño está hecho. Por lo tanto, agruparemos a los vecinos que tanto directa como indirectamente se ven afectados por este nuevo evento contaminante, y les brindaremos una férrea defensa que compense todo lo perdido”, subrayó el senador del MAS.

Magdalena Aburto, secretaria de la junta de vecinos de Boca Itata, a su turno, comentó que la comunidad está muy asustada con lo acontecido. “No confiamos en las medidas de seguridad que tiene la empresa para operar la Planta de Nueva Aldea”, apuntó. A lo anterior, agregó que producto de la emergencia, “al igual que otras seis familias, nos encontramos sin agua potable para nuestro consumo. Imagínese, hay niños chicos, tenemos que cocinar, ir al baño, no merecemos estar en estas condiciones”.

La dirigente vecinal se quejó por lo que consideró “la tardía reacción de la empresa una vez ocurridos los hechos”. En ese sentido, afirmó que se les avisó antes de las 7 de la mañana, “sin embargo, llegaron con camiones aljibes pasadas las 19 horas, cuando era lo que tenían que haber hecho desde un principio, con lo que hubieran evitado que se inundaran más hectáreas”.

Fuente: eldinamo.cl, publicado 18 noviembre 2013, enlace a fuente de la noticia

Share

Artículos Relacionados

Sin Comentarios

No hay Comentarios

Nada de momento. ¿Deseas comentar?

Escribir comentario

Write a Comment

Código de seguridad * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Buscar en el IEP

Facebook

El Tiempo